Páginas

Amapola

Papaver rhoeas L. 1753, la amapola silvestre, es una especie fanerógama del género Papaver, perteneciente a la familia Papaveraceae.


Planta silvestre, erecta, tallos color verde claro con cerdas y hojas simples en la base, alargadas y lobuladas conocida y extendida en casi todo el mundo. Flor de hasta 50 mm de d, con cuatro pétalos de color anaranjado a rojo, base a menudo negra y muchos estambres. El fruto es una cápsula, llena de semillas. Los pétalos se caen con facilidad. Toda la planta exuda un látex de color blanco.



Principalmente, contiene glucósidos (la antocianina) y alcaloides (rheadina). No obstante, su composición no la hace tóxica (al contrario que su prima, la adormidera).



La amapola común ejerce un suave efecto sedante sobre el sistema nervioso y sirve para hacer disminuir la tos y para expectorar (hacer salir mucosidades de los bronquios). Aunque, como todos los sedantes, se debe administrar sólo cuando es absolutamente necesario, no tiene efectos secundarios ni tóxicos importantes, tomada en infusión.


 No obstante, los peligros de su uso se derivan de su posible confusión con otras especies, como la adormidera.

Sus semillas, tostadas, son muy apreciadas para condimentar panes de semillas. A veces se utilizan junto con semillas de sésamo, o de girasol, en los panes integrales.




Tradicionalmente, se ha utilizado en hechizos de fertilidad, amor, dinero y suerte. Seguramente por su poder sedante, se asocia a la adivinación en los sueños.


 Una antigua "receta" dice que al echar semillas de amapola en la comida de la persona amada, ésta cae rendida de amor; claro, que no sabemos el tipo de amapola empleado, ni la cantidad de semillas utilizadas.


Tal vez, la explicación está en que la persona objeto del "hechizo" está a continuación demasiado atontada, como para defenderse.








Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...